Noticias/Novedades

La tecnología ¿Puente o muro para nuestra misión?

La tecnología ha llegado para quedarse. Es indiscutible. Los avances tecnológicos prestan servicios
imprescindibles que permiten mejorar muchos procesos, simplificarlos, y en menos tiempo.

Justamente en este mes de julio se conmemoran los 50 años de un acontecimiento que causó gran impacto a nivel mundial: la llegada del hombre a la luna y la televisación en directo de este hecho histórico. La tecnología humana, en un esfuerzo por cruzar las fronteras de nuestro hábitat terreno, logró hacer realidad lo que parecía una ficción. A partir de allí, los intentos por develar los secretos de la creación del mundo, han movido a cientos de científicos a continuar con sus investigaciones
en búsqueda de nuevos caminos para hallar respuestas a los interrogantes de la creación que aún no han sido resueltos.

También nosotros, en Mater Dei, utilizamos la tecnología como una herramienta de ayuda para nuestra labor diaria. El desarrollo de la investigación médica que deseamos impulsar en nuestro sanatorio es también un medio que procura acrecentar los conocimientos utilizando las herramientas tecnológicas para mejorar los tratamientos de los pacientes y fomentar la prevención.

Sin embargo, no podemos focalizar nuestro éxito solo en las herramientas tecnológicas porque nuestro centro de atención son las personas sanas o enfermas que acuden a buscar nuestros servicios. Y en este intento por humanizar la atención, el “delirio” por la tecnología puede llegar a ser un obstáculo que nos distancie del vínculo personal con quienes concurren a nuestra casa.

Un aspecto medular que pertenece a la identidad de nuestro sanatorio es el tener como eje de nuestro trabajo, la persona, con su peculiar realidad personal, social, cultural. Imploremos a nuestra Mater Dei, experta en humanidad, que la pasión tecnológica no sea un muro que nos distancie de las personas, sino un puente para arribar a su plena satisfacción por la calidad de un cuidado personalizado.

 

Las Hermanas.