Noticias/Novedades

15 de Febrero de 2018

Beneficios de la Actividad Física

Sumate a un estilo de vida saludable

La OMS (Organización Mundial de la Salud) define la actividad física como cualquier movimiento corporal producido por los músculos esqueléticos, con el consiguiente consumo de energía. Ello incluye las actividades realizadas al trabajar, jugar y viajar, las tareas domésticas y las actividades recreativas.

El sedentarismo se vincula, entre otras cosas, al desarrollo de obesidad, diabetes, algunos tipos de cáncer, enfermedades cardiovasculares, HTA, hipercolesterolemia, etc.

La práctica regular de actividad física no solo previene el desarrollo de estas enfermedades, sino que contribuye al buen control de la enfermedad cuando la misma ya se encuentra instalada.

Los beneficios son múltiples y ampliamente conocidos, entre ellos podemos nombrar:

  • Prolonga la vida y mejora su calidad
  • Reduce el estrés, a través de la liberación de endorfinas
  • Mejora el estado de ánimo
  • Mejora la salud de los huesos
  • Favorece el descanso nocturno
  • Ayuda a mantener la masa muscular que se pierde con la edad
  • Mejora la función cardio-respiratoria y muscular
  • Ayuda a lograr una pérdida de peso si se combina con un plan de alimentación adecuado
  • Contribuye a preservar las funciones mentales en el adulto mayor (comprensión, memoria, concentración).
  • Disminuye los valores de colesterol LDL (malo) y triglicéridos
  • Aumenta el colesterol HDL (colesterol bueno)
  • Mejora los valores de presión arterial

 

¿Cuánta actividad física debo hacer? Se recomienda:

Sumar al menos 30 minutos diarios de movimiento, para lograrlo se puede:

  • Caminar enérgicamente,
  • Subir y bajar escaleras, evitar las escaleras mecánicas
  • Poner música y bailar
  • Usar bicicleta en vez del auto
  • Caminar en vez de usar el auto,
  • Realizar tareas domésticas y de jardinería,
  • Lavar el auto,
  • Practicar algún deporte

En el caso de practicar algún deporte, es muy importante que sea una actividad que nos guste y disfrutemos de hacerla, de esta manera siempre estaremos motivados  a ir, manteniendo  la constancia.

Tener en cuenta:

  • Se debe comenzar en forma gradual
  • Complementar la actividad aeróbica con ejercicios de fuerza 2 o 3 veces por semana
  • Completar la rutina con 10 minutos de ejercicios de estiramiento al finalizar
  • Al cabo de 8 semanas replantear la actividad (Por ejemplo: aumentar tiempo, intensidad o frecuencia)

Realizar una consulta médica antes de empezar cualquier rutina de ejercicio físico permite a adecuar el plan de actividad física a la condición de cada persona.

No olvidemos hidratarnos: Tomar una buena cantidad de líquido durante el día (aproximadamente 2 litros de agua) para mantener una buena hidratación, en especial antes durante y después de realizar actividad física.

 

 ¿Qué pasa en el ámbito laboral? TU PAUSA ACTIVA

 Muchas veces pasamos horas en el trabajo, sentados o de pie, y después de un tiempo nos duelen las piernas y el cuello.

Estas sensaciones nos pasan muy seguidas, y suceden por varios motivos:

  • Permanecemos mucho tiempo en una misma posición.
  • Adoptamos malas posturas cuando estamos sentados.
  • Pasamos horas frente a una computadora
  • O simplemente nos estresamos.

Para enfrentar estas situaciones, desconectate 5 minutos de la rutina:

  • Estira las piernas y los brazos
  • Camina todo lo que puedas, aproximadamente cada una hora, levantarse, caminar unos metros, hacer pequeños estiramientos, subir o bajar un piso por escaleras o dar una vuelta a la manzana caminando
  • Tomate 5 minutos para realizar movimientos circulares con el cuello, hombros, manos y pies.
  • Mientras estés sentado intenta mantener una postura con la columna vertebral erguida y relajada.
  • Si tu trabajo requiere estar parado durante largas horas es necesario que utilices el calzado apropiado y que cambies de posición cada 30 minutos.
  • No olvides mantener un peso saludable y una vida activa.

Realizar pausas activas en el trabajo nos brinda los siguientes beneficios:

  • Disminuye el estrés
  • Estimula y favorece la circulación sanguínea
  • Motiva y mejora las relaciones interpersonales
  • Disminuye el riesgo de enfermedad laboral
  • Mejora la capacidad de concentración y rendimiento intelectual.

Área de Alimentación Sanatorio Mater Dei
Teléfono 4809 5555 int. 6021

….Debemos procurar que el trabajo llegue a ser oración, y la oración trabajo; en definitiva debemos lograr que ambos confluyan… (J.P.K)